Seleccione su emplazamiento en el mapamundi para acceder directamente a la página Web Pilz correspondiente a su país. Si no encuentra su país, clique aquí: Sitio web mundial

Cerrar
España | español

16 feb. 2016

Pilz España y Portugal, pionera en el más alto nivel de formaciones

Formación de seguridad en maquinaria en 4 niveles

La clave en la seguridad en maquinaria es la implicación de todos los perfiles en el conocimiento en los diferentes niveles formativos posibles en una empresa. Hasta ahora se ponderaba en niveles formativos en materias a un nivel avanzado en seguridad, como Directivas, Marcado CE, LOTO, Normas (entre ellas ISO 13849-1), la compra de máquinas, dispositivos de seguridad, y diferentes temas específicos avanzados en el entorno de seguridad en máquina.

Ahora, como novedad, Pilz España y Portugal lanza formaciones avanzadas en Seguridad en aplicaciones con Robots colaborativos (Cobots) HRC, los grandes desconocidos, pero cada vez con más presencia en nuestras empresas de producción. Es un paso hacia la industria 4.0. Pilz España y Portugal es miembro desde hace años y participa activamente en varios proyectos de I+D+I de la Comunidad Europea, (X-Act, ROBO-PARTNER, FourByThree) siendo además miembro del Comité de Normalización Europeo, lo que crea una experiencia del día a día que volcamos en forma de conocimiento a través de nuestras formaciones y servicios. Nuestros clientes y colaboradores pueden aprovechar toda esta experiencia en innovación en sus robots, ya sean colaborativos o no.

Además de formaciones avanzadas, Pilz España y Portugal ha ido más allá. Hemos sido los pioneros en el nivel más alto, ofreciendo formaciones de expertos en seguridad “CMSE® Certified Machinery Safety Expert (TÜV NORD)”. Esta certificación está registrada y es válida en todo el mundo, realizándose en 33 países, y está altamente reconocida hoy en día con más de 1400 personas certificadas. También se usa como referencia de multinacionales para establecer los mismos niveles de formación en seguridad en máquinas en los diferentes continentes donde desarrollan sus actividades.

Formaciones a todos los niveles

Ahora bien, existe una necesidad en las empresas de conocimiento situado debajo de estos niveles anteriores. Para ello Pilz España y Portugal propone formaciones empezando desde un nivel básico, o un nivel intermedio, dependiendo de los diferentes perfiles de conocimiento que puedan tener de seguridad en máquinas y del que se pretenda alcanzar. De este modo, cualquier empresa puede tener cubiertos sus requerimientos básicos en formación de seguridad a todos los niveles.

Los cuatro niveles de formación que ofrece Pilz España y Portugal están configurados en función de las necesidades específicas de cada empresa.


Nivel 1. Básico de seguridad.

Implicar dando una comprensión básica de los requisitos de seguridad de las máquinas industriales.


Nivel 2. Intermedio de Seguridad.

Implicar y desarrollar una comprensión más profunda de seguridad de las máquinas industriales, con el propósito de mejorar la competencia como Marcado CE, técnicas, componentes de seguridad, y el diseño y la validación de los sistemas de control en conformidad con las normas.


Nivel 3. Avanzados o especialización.

Formaciones avanzadas y especializadas, focalizada en un tema en concreto de seguridad en máquinas.


Nivel 4. CMSE® Certified Machinery Safety Expert

Si entre sus áreas de trabajo se encuentran el funcionamiento, el mantenimiento, la fabricación, la supervisión o la importación de máquinas, CMSE® es el certificado que certifica su competencia. ¡Y en todo el mundo!
 

Las máquinas causan estadísticamente un alto porcentaje de los accidentes graves en el trabajo, todo ello debidos a las deficiencias de los Marcados CE de máquinas, diseños, adecuaciones, mala interpretación de las directivas y normas aplicables, etc. Para evitar estas prácticas tan habituales, Pilz España y Portugal formó en 2015 a más 600 personas en las diferentes materias formativas en sedes del cliente, hoteles o sedes de Pilz, y es por eso que con las ganas de mejorar día a día, podemos asegurar que la clave en la seguridad en máquina es la implicación de todos.